Respuesta a una misiva



 
Respuesta a una misiva


Lo siguiente es la respuesta a un correo que me envió un lector del Blog, cuya identidad me reservo, otras partes de la misma son omitidas respetuosamente por el carácter personal de su interrogante, sin embargo me parece que este corto extracto puede ser útil para aclarar futuras interrogantes de otros Buscadores; en ella, de forma sucinta, rozo temas que considero relevantes para todo aquel que sienta atracción por el lado oscuro del Arte:


… “Primero debo señalar, de entrada, que no hay tal cosa como “Dioses auténticos”, los Dioses oscuros no es que sean los Dioses auténticos y, por ende, verdaderos. La Creación se compone de Luz y Oscuridad, y los Dioses de manifestación luminosa no tienen porque tener menor validez, trabajar con la Luz y la Oscuridad es imperativo para aquel que desee conocer los más profundos misterios, el que solo trabaje con la Oscuridad, o con la Luz, tendrá un camino incompleto. Mis escritos se basan principalmente en los Dioses oscuros puesto que es un tema poco tratado con seriedad y, precisamente, equilibrio; por lo que debe existir una voz que les muestre a otros la otra cara de la moneda y ayude a los Buscadores sinceros. Los Dioses Oscuros ciertamente son el sedimento de la Creación, como bien dices todo nace de la Oscuridad y todo volverá a ella, los Dioses Oscuros son los más antiguos y primigenios, sin embargo la Creación como la conocemos no sería factible, ni estuviese manifestada siquiera, sin la presencia de las fuerzas empíreas o luminosas, además del hecho de que, aunque a primera vista no lo parezca, los Dioses al ser tan complejos y abstractos encierran dentro de sí características tanto luminosas como oscuras, aunque por supuesto siempre imperara una sobre la otra de acuerdo al papel de la entidad en el Universo.

Te doy como ejemplo a Apolo, quien, en su origen, era un Dios chtónico y señor de la peste y destrucción, pero poco a poco otros atributos que poseía, los considerados más benignos, fueron imperando en su culto posterior, aunque retuvo el atributo chtónico de la Profecía, de allí el Oráculo de Delfos que excitaba sus sentidos con los humos de azufre que venían de debajo de la tierra (Para mayor referencia en torno a esto recomiendo el magnífico compendio académico y antropológico “Geosophia” de Jake Stratton Kent).

Pocos lo llaman con su aspecto más primitivo, pero, de hacerlo, no tengas dudas que respondería pues permanece en él, en su esencia. Ten cuidado con las corrientes antinómicas (aquellas que ven al Universo como una creación de un Dios falso y quieren luchar contra todo lo que consideran el orden cósmico establecido por considerarlo ilusorio, confunden el rol cósmico con los errores de los hombres, craso error) pues suelen cegarse e introducirse en un mundo caótico en el que el fanatismo cercena el camino a conocimientos más elevados. Hay que saber trabajar con la Oscuridad, sumergirse en ella sin ahogarse, la gran mayoría no puede emerger, algunos lo hacen pero sus pulmones tienen demasiada agua y nunca más pueden expulsarla. Hemos de caminar con la Oscuridad hombro con hombro, con discernimiento, o ella, por su primigenia e indomable forma, será demasiado abrumadora, y una voluntad débil sucumbirá ante el Origen, pervirtiendo el complejo significado de la Creación como un Todo. Saber llevarse por el éxtasis, pero también cuando detenerse. Es más fácil decirlo que hacerlo. Por ello no es un sendero que pueda ser recorrido por todos con éxito y equilibrio.

Al final el Sol Negro y el Sol de Oro son uno”…




A la Sombra del Tridente
Frater G.S.

2 comentarios :

  1. Hola Frater. He leído con atención la misiva de tu lector y no puedo estar en más desacuerdo con él. No entiendo como puede decir que los Dioses auténticos no son verdaderos, o que la creación se compone de luz y oscuridad, y que los Dioses oscuros son el sedimento de la creación, lo mismo que decir que Todo nace de la oscuridad y todo volverá a ella. Pero el colmo es afirmar que el Sol Negro y el sol de oro son Uno. Verás Frater, el Sol Negro, Lucifer, no es el Prometeo del Árbol de la Vida, lo mismo que tampoco es el Samael del Árbol de la Sombra; y no lo es porque, Lucifer, no es un arquetipo creado, por el Uno, sino el Verdadero Dios de la Luz Negra Inkreada. Lucifer, es anterior al "big-bang" cósmico de hace catorce mil y pico millones de años de cómputo terrestre; no ha sido creado en este universo; y mucho menos creado por el Uno, que sin embargo sí ha creado este universo de tiempo-materia-espacio y arquetipos. Lo que si es un error es decir que la creación se compone de luz y oscuridad sólo porque la dualidad es el elemento mas característico en este universo predador; en la creación del Uno la oscuridad se nos presenta como luz; "luz" que conduce hasta su "mágica presencia" hecha a base de dolor, olvido, y sufrimiento...; la Luz es Oscuridad y "Sol Negro" a la vez, el Vril-lo del Espíritu Inkreado que devuelve el Recuerdo en la Sangre del virya. Recuerdo del Orígen extra-universal y extra-terrestre de aquello que llaman "chispa divina" o reflejo del Espíritu; reflejo encadenado al alma por un misterio de A-mort.

    Salve Espíritus Inkreados, Ave Lucifer.

    ResponderEliminar
  2. La Entrada es la respuesta a la misiva, no la misiva, por lo que yo soy el que afirma que el Sol de Oro y el Sol Negro es Uno. La visión que expones es una antinómica, no tradicional, y basada en conceptos tan poco profundos como los pregonados por la tristemente célebre Sociedad Vril. La visión que mantengo, y los círculos del Arte en los cuales me desenvuelvo, acerca de Lucifer, es una de naturaleza disímil a la que presentas, y acorde a el ethos del Arte Magicae per se. Hay otros espacios que te ofrecerán una visión más cercana a la que mantienes, este no es uno de ellos pues nos basamos en el Arte de la Brujería Tradicional, no en elaboraciones filosóficas de índole moderna. Sin embargo agradezco tu intervención, su argumentación me recordó a los tiempos en los cuales sondeaba grupos que sostenían la visión revanchista del Sol Negro. Dejare tu comentario como evidencia física de una de las corrientes de pensamiento antinómicas acerca de las cuales advierto a los Buscadores a mantenerse alejados para evitar estancarse en el contacto directo con las entidades. Te sugiero busques contacto directo con Lucifer, evidentemente no lo posees pues te fundamentas en articulaciones pseudo filosóficas repetidas tanto que rayan en lo dogmatico, búscalo de forma objetiva, te sorprenderás de lo que encontraras e invertiras mejor tu tiempo en la busqueda por la Ascensión y el desarrollo de tu Espiritu, te lo dice alguien que hace "Magia" de verdad y no solo "filosofea" en torno a ello.

    Saludos

    ResponderEliminar